Christopher Penler / Shutterstock.com
Christopher Penler / Shutterstock.com

 

 

El presidente Donald Trump y senadores republicanos acordaron que el proyecto de presupuesto, que debe ser aprobado antes de fin de año, no abordará la situación de decenas de miles de jóvenes inmigrantes que estuvieron beneficiados con el programa DACA.

En resumen:

  • El presidente Donald Trump descartó hoy que el Congreso pueda incluir una solución para algún programa para los “Dreamers” en el próximo presupuesto.
  • En septiembre pasado, Trump anunció el fin del programa ejecutivo DACA, impulsado en 2012 por el expresidente Barack Obama.
  • Trump dio seis meses al Congreso, hasta el 5 de marzo de 2018, para encontrar una solución legislativa para la situación de los “soñadores”.

 
¿Qué pasó?

El presidente Donald Trump descartó hoy que el Congreso pueda incluir una solución para algún programa para los “Dreamers” en el próximo presupuesto, una postura que podría desatar una batalla con los demócratas e incluso un cierre del Gobierno por falta de fondos.

Trump acordó esa postura con siete senadores republicanos durante una reunión en la Casa Blanca, según aseguraron los legisladores al salir del encuentro.

 

“El presidente ha dejado muy claro que no quiere ver ningún tipo de legislación sobre DACA como parte del paquete (presupuestario) de final de año”, afirmó a los periodistas el senador David Perdue.

 

En septiembre pasado, Trump anunció el fin del programa ejecutivo de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, en inglés), impulsado en 2012 por el expresidente Barack Obama y que permitió proteger de la deportación a unos 800.000 jóvenes indocumentados que entraron al país como niños, conocidos como “soñadores”.


Pero la oposición demócrata quiere aprobar una ley para proteger a los “soñadores” antes de que acabe el año, y algunos senadores de ese partido, como Kamala Harris y Ben Cardin, han planteado la idea de incluir esa medida en el plan de gastos que el Congreso debe aprobar en diciembre para mantener financiado el Gobierno.

Vía El Diario NY